aromaexperts marketing olfativo en las palmas

Aromas

En el comercio, cada vez se hace mayor la tendencia de la aplicación del marketing olfativo, el cual parece estar haciendo más popular en estos últimos años ya que muchos desconocían que es mucho más fácil recordar una marca a través de un olor que de una imagen. Si quieres conocer más sobre esta técnica, te la contamos a continuación.

Conoce al marketing olfativo

Se trata de un tipo de marketing que utiliza los olores y las fragancias para llegar a los consumidores, y así lograr que estos recuerden los productos de una marca y deseen tenerlos. Pero ¿cómo es esto posible?

La respuesta la hallamos en el subconsciente humano, el cual utiliza los sentidos para clasificar los elementos con los que interactuamos. Una de las formas de clasificación que utiliza nuestro cerebro es la visual, que resulta más rápida pero menos efectiva, ya que las personas vemos tantas cosas en un solo día, que solo tenemos la capacidad de recordar el 5% de las cosas que vimos en un periodo de 24 horas.

Cosa que no sucede con el olfato, el cual es un sentido muy preciso y tiene una mejor efectividad que el sentido visual, pues los olores difícilmente se olvidan y pueden llegar a tener una capacidad recordatoria hasta del 35%. Que en otras palabras quiere decir, que el sentido olfativo es 30% más efectivo que el visual. 

Beneficios de usar marketing olfativo

Ahora que ya conocemos que es el marketing olfativo y porque resulta más efectivo que otras técnicas de marketing visuales, te hablaremos un poco sobre sus beneficios, los cuales son realmente el motivo por el cual tantas empresas desean aplicarlo. 

  1. Permite crear experiencias en los consumidores, si bien las personas que ven imágenes llamativas las recuerdan con facilidad, la realidad es que aquellas experiencias que viven las personas no se olvidan. Así que dependiendo del tipo de aroma utilizado para el marketing olfativo, este puede resultar extremadamente efectivo si causa una buena experiencia en el consumidor. 

  2. Obliga inconscientemente al consumidor a pensar en la marca, uno de los mejores beneficios de este tipo de marketing, es que los consumidores piensan y se imagina la marca con el simple hecho de olor su aroma característico, siendo esto un gran beneficio ya que así no quiera pensar en la marca, este lo hará inconscientemente debido a esa fragancia que tanto le hace recordar dicha marca.

  3. Puede valorar los productos de la marca con tan solo su aroma, dependiendo de los gustos de los consumidores, con el simple hecho de percibir el olor de una marca, puede identificar la calidad de los productos que se comercializan. Es decir, si el olor es bueno puede deducir que es un buen producto y viceversa. Por ello hay que tener cuidado en el proceso de selección de los olores.

  4. Diferencia a la marca de sus competidores, una vez que un consumidor ha hecho un vínculo con un aroma en específico de una marca, es inevitable que cada vez que piense o perciba dicha fragancia no piense en la marca que le presentó este olor. Así que funciona como un perfecto diferenciador entre los competidores. Cosa que es muy buena ya que te da una clasificación en la mente del consumidor.

Atrae al cliente y crea una relación con la marca, si a la persona le gusta el aroma de una marca, se crea una relación entre marca y consumidor, la cual puede ser aprovechada por parte de los empresarios, quienes ahora tienen la atención de una persona y aumentan el nivel de probabilidades de concretar una venta.